Linces y águilas imperiales se refugian en fincas privadas que se alían con conservacionistas

Linces y águilas imperiales se refugian en fincas privadas que se alían con conservacionistas

La finca Las Ensanchas en Campo de Montiel (Ciudad Real) fue una de las primeras con las que la fundación CBD-Hábitat firmó un convenio de colaboración en 1999 para fomentar la gestión sostenible de sus 1.860 hectáreas. Este territorio en pleno corazón de La Mancha ya era utilizado entonces por especies en grave peligro como águilas imperiales y águilas reales, atraídas por la abundancia de conejo. “Volaban desde Doñana, Extremadura, Toledo…” cuenta Patricia Maldonado, dueña del terreno y una convencida de los beneficios que reporta al mundo rural el manejo sostenible, agrícola y cinegético. Tanto, que pidió formar parte de la Red Natura 2000 (espacios protegidos por Europa), ante el asombro entre los funcionarios, “porque muchas personas querían salir de ella, no entrar”. La finca, en la que se practica la caza menor, cuenta ahora con un nido de águila imperial, más otras 14 parejas que campean por Campo de Montiel, y una última incorporación, dos hembras de lince con cinco cachorros.

Seguir leyendo

Leer: 18